Las Películas Documentales.
Aproximaciones a la Realidad.

miércoles, noviembre 14, 2007

"Sicko"

Michael Moore ha sido uno de los últimos protagonistas del programa de televisión de Oprah Winfrey, la persona más influyente en el mundo de la comunicación en todo Estados Unidos. Y es que algo está pasando, algo está removiendo, la última película documental de Moore, “Sicko”.

Uno puede ver por las calles de Nueva York a hombres trajeados con una chapa en la que reza: Impeach Bush, es decir, “destitución para Bush”. Casi nada. Oprah ha recibido cientos de cartas del público, desde que entrevistó a Michael Moore en junio, con motivo del estreno de la película. Estos espectadores quieren compartir las malas experiencias que han vivido con el sistema de los seguros médicos en su país. El eslogan del programa es: “Estar enfermo en América. Te puede pasar a ti”. Y no nos vamos a esperar a que una distribuidora española tenga a bien que puedan ver “Sicko” en los cines. Michael Moore ya dio su beneplácito hace un par de meses para que la película circule en internet con subtítulos en castellano. Y es que “Sicko” es noticia en el mundo, y es noticia, AHORA.

Michael Moore en el programa de Oprah Winfrey en agosto de 2007
El primer plano de “Sicko”, la última película de Michael Moore, es para Bush y uno de sus discursos. La segunda secuencia es para Adam, un joven que se cose a sí mismo, con hilo grueso y unas tijeras de cocina, la gran herida abierta que tiene en su rodilla. Adam es sólo un ejemplo de los 50 millones de norteamericanos que viven sin seguro médico.

Texto de la película: “Me detectaron cáncer, y mi marido ha tenido tres infartos. Se nos acabó el dinero del seguro. Si alguien me hubiese dicho hace diez años, que nos íbamos a quedar sin casa porque el seguro nos abandonaría, no me lo hubiera creído. No es posible. No en los Estados Unidos”.

Michael Moore pensó que no se trataba de problemas aislados y escribió un anuncio en su página web para conocer más casos de gente con problemas con su seguro médico.

Texto de la película: Michael Moore: “En 24 horas tuve más de 3700 respuestas, y para el fin de semana, más de 25 mil personas me mandaron sus horribles casos con el seguro”.

“Sicko” cuenta cómo las compañías de seguros revisan los historiales médicos como si fueran casos de homicidio, para que cualquier pequeño síntoma le deje a uno fuera del sistema y suponga un ahorro, es decir, un éxito, para la empresa. Pero esto es algo que también crea malas conciencias...

Texto de la película: “Mi nombre es Linda Pino. Estoy aquí para hacer una confesión pública. En la primavera de 1987, como parte de mi trabajo, negué una operación necesaria para salvar la vida a un hombre. Ninguna persona o grupo me ayudó a hacer esto, porque de hecho, lo que hice fue decirle a la compañía: Tengo un millón de dólares por esto. Este acto aseguró mi reputación como una 'buena' Directora médica, y pasé de ganar solamente unos cientos de dólares a la semana como revisadora médica, a una posición ascendente y de ingresos de ejecutiva. En todo mi trabajo tenía sólo un deber, y era usar mi experiencia médica para el beneficio financiero de la organización”.


Michael Moore presenta en “Sicko” cómo funciona, o más bien cómo no funciona, el sistema médico estadounidense y, una vez hecho este análisis, lo compara con la situación en otros países, como Canadá, Francia o Inglaterra. Y la razón de estas diferencias las encuentra en la reacción de la gente:

Texto de la película: “-¿Quiere decir que si Thatcher o Blair quisieran destruir el sistema sanitario público...? -Sí, habría una revolución, sin duda”.

En un país donde existen los que son, quizá, los mejores hospitales del mundo, pero están sólo al alcance de unos pocos. En un país donde las pastillas se venden en los mismos establecimientos que los detergentes y las bolsas de patatas picantes, “Sicko” no sólo supone una crítica al sistema sanitario de Estados Unidos, sino que es un ataque feroz a su Gobierno.

Texto de la película: “El poder elegir, depende de la libertad para elegir. Y si estás enfermo o agonizando, no tienes libertad para elegir”.

Atemorizar y desmoralizar son las dos vertientes de acción que Michael Moore ataca en todas sus películas. Intenta entender por qué la sociedad norteamericana se ha acostumbrado a depender de forma obsesiva del gran negocio de los productos naturales y los frascos de vitaminas, debido al altísimo precio de cualquier pastilla de la más simple prescripción médica.

Texto de la película: “Y si necesita varios trabajos y no duerme lo suficiente, tome medicinas. Está cansado todo el tiempo, se siente triste, abandonado. Si sufre de preocupación excesiva, puede estar sufriendo un desorden de ansiedad generalizada. Podría ser algo peligroso. Pregúntele a su doctor. Hable con su doctor. Pregúntele a su doctor. ¡Sí, pregúntele a su doctor y pídale más medicinas! Eso le mantendrá bastante dopado hasta la jubilación. ¿Dije jubilación?”.

Y es por eso que muchos ya no ven sus estrenos, porque dicen que se repite, que es egocéntrico, manipulador, y muchas otras cosas despectivas que no vamos a repetir aquí. Y es que las cosas que cuenta Michael Moore en sus películas son un auténtico choque para muchas mentalidades acomodadas. Lo comentaba la presentadora Oprah Winfrey en su programa.

Oprah Winfrey: "¿Usted de verdad cree que el hijo del empleado de la gasolinera y el hijo del banquero de inversiones MERECEN el mismo cuidado médico? ¿De verdad lo cree?".

Muchos también critican a Michael Moore que exagera la realidad para llevar al público por donde él quiere, que no contrasta o que no da toda la información. Y el problema es que si ven “Sicko” no se van a encontrar con un reportaje de televisión, sino que se van a encontrar con una película, en el amplio sentido de la palabra, un ejercicio sentimental que les abrirá las mentes, y luego, si les interesa el tema y quieren investigar y profundizar sobre él, pueden hacerlo con algo objetivo, pero ya no será un documental.

Oprah Winfrey: "Estoy haciendo este programa porque yo era uno de los 250 millones de americanos ignorantes que pensaba que todo estaba bien, que todo iba bien CONMIGO. No puedo decir suficientes cosas sobre la película de Michael Moore, “Sicko”. Es una experiencia que te abre los ojos. Realmente ha cambiado mi forma de ver el sistema médico norteamericano, y me siento muy agradecida”.

Michael Moore, una vez más, se apunta a la cabeza de los quieren vivir, de verdad, el sueño americano, y vuelca su talento en un largometraje desternillante, como siempre, y donde quizá también se muestra más afectado, más humilde, más consternado, más abrumado por la realidad, que nunca.

Texto de la película: Michael Moore: “Escuché que el hombre que dirigía la web más grande anti Michael Moore iba a tener que cerrar. No podía seguir pagándola, porque su esposa estaba enferma, y no les alcanzaba para pagar por un seguro médico. Tenía que elegir entre seguir atacándome, o pagar por la salud de su esposa. Afortunadamente, él eligió a su esposa. Pero algo parece estar mal para llegar al punto de tener que tomar esa decisión. ¿Por qué un país libre no puede dar seguro médico y poner en práctica el primero de sus derechos constitucionales? Así que hice un cheque por 12 mil dólares, que él necesitaba, para mantener a su esposa asegurada y con tratamiento, y se lo envié de forma anónima. Su mujer está mejor, y en su página web aún atacan con fuerza. Fue difícil para mí reconocer que al final todos vamos en el mismo bote, y que no importa cuáles sean nuestras diferencias, nos hundimos o nadamos juntos. Así parece ser en todos lados. Cuando vemos una buena idea de otro país, la copiamos. Si construyen un mejor coche, lo conducimos. Si hacen un mejor vino, lo bebemos. Así es que si se les ocurrió una mejor forma de tratar a sus enfermos, de enseñar a sus hijos, de cuidar a sus bebés, entonces, ¿cuál es nuestro problema?”.

Pueden seguir todas las novedades respecto a "Sicko" en el blog de la película.

Informe, pregunte, comente.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]



<< Página principal